Este contenido será modificado temporalmente en atención a las disposiciones legales y normativas en materia electoral, con motivo del periodo de campaña del 30 de marzo al 5 de julio del presente año.
Herramienta de accesibilidad para
personas con discapacidad
Portal de Accesso

La Sala de Lectura Pancho Villa celebra 10 años de fomentar el encuentro entre el libro y el lector

Publicado el 12 Febrero 2018
28436691769_bb5ba31a13_z.jpg
28436695739_a181260aa3_z.jpg
28436703179_acf0219d12_z.jpg

SC/DDC/CP/0093-18 Ciudad de México, 12 de febrero de 2018

  • El espacio cobijado por la comunidad de Santa María La Ribera, en la Casa del Agrarista, festejó su primera década con una convivencia artística

  • El Director de los Libro Clubes de la CDMX, Gerardo Amancio, felicitó la iniciativa de la gestora cultural Gloria Ávila Dorador, fundadora del proyecto

  • La lectura y la promoción de la lectura nos hermana, dijo Amancio en representación del Secretario de Cultura capitalino, Eduardo Vázquez Martín

En una convivencia artística y musical a la que asistieron narradores y escritores como Luis Eugenio Aguirre, Luis Bernardo Pérez y Cristina Liceaga, la Sala de Lectura Pancho Villa celebró diez años de fomentar el encuentro de libros y lectores provenientes de los más diversos sectores de la sociedad mexicana.

Fue en la Casa del Agrarista, actual sede de la sala que se encuentra en la calle Sor Juana Inés de la Cruz 116, en la colonia Santa María La Ribera, donde este domingo 11 de febrero asistieron amigos, colaboradores y vecinos que han hecho posible la consolidación del proyecto.

“Nos hermana la lectura y la promoción de la lectura, que transforma no sólo personas sino comunidades enteras”, expresó Gerardo Amancio, Director de los Libro Clubes de la Ciudad de México, programa de fomento a la lectura de la Secretaría de Cultura capitalina que coincide en el propósito con la Sala Pancho Villa.

En representación del Secretario de Cultura de la Ciudad de México, Eduardo Vázquez Martín, Amancio felicitó la iniciativa de la promotora cultural Gloria Ávila Dorador, con quien la dependencia ha colaborado en diversas ocasiones.

“Celebro el aniversario de la Sala de Lectura Pancho Villa y es encomiable la forma en que el espacio ha permeado en la comunidad cultural, artística y en la colonia. Existe una excelente relación con la comunidad de Santa María La Ribera y es una sala muy concurrida”, agregó Amancio.

La fundadora del espacio, Gloria Ávila Dorador, reconoció a Alejandro Aura, Arturo Beristáin y Pedro Pablo Martínez como sus mentores para aprender a promover la lectura. “Alejandro Aura fundó los Libro Clubes de la CDMX, donde yo tuve el honor de hacer lectura en voz alta durante varios meses y de tener a mi cargo 17 clubes”, recordó.

Cuando la promotora cultural decidió inaugurar una sala de lectura en la sede central de la Coordinación Nacional Campesina (CNC), donde trabajaba, “ya venía con mucho trabajo adelantado”. Posteriormente, el proyecto se trasladaría a la Casa del Agrarista de la CNC.

“Inauguramos un 11 de febrero. Años después tuve el honor de conocer a los nietos de Francisco Villa y decidí ponerle Pancho Villa a la sala porque es mi héroe favorito de la Revolución Mexicana. Si fuera por él, este país no tendría ejército, sino personas trabajadoras y no habría analfabetos, porque estaba muy consciente de que era un gran problema”, comentó.

Entre las acciones desarrolladas en los primeros años se encuentra el ciclo Escritores mexicanos, una lectura de nosotros mismos, que rindió homenaje en video a la vida y obra de autores como Octavio Paz, Amparo Dávila, Inés Arredondo, Rosario Castellanos, Griselda Álvarez, Andrés Henestrosa y Juan José Arreola, entre otros. “Explicábamos al público quiénes eran y después les prestábamos uno de sus libros”.

Ávila Dorador aseguró que luego del fallecimiento de Alejandro Aura, uno de los más grandes promotores culturales, le rindieron un homenaje en la Sala de Lectura con su viuda Carmen Boullosa presente, al cual asistieron más de cien personas. “A partir de ahí sucedieron las cosas y comenzamos a crecer”.

En palabras de Luis Leduc, promotor cultural en el proyecto, durante su permanencia en la sede central de la CNC notaron que había más gente con necesidad de reencontrarse con la literatura, no sólo niños sino adultos que en algún momento la abandonaron. “Nuestro esfuerzo es regresar a esas personas a la literatura, seducirlas a la lectura y el libro”.

Por espacio de cuatro años llevaron escritores contemporáneos con lleno total, hasta que por invitación vecinal para apoyar en la celebración de los 150 años de Santa María La Ribera, voltearon su mirada a esta colonia. “Ayudamos con un maratón poético frente al Kiosco Morisco y con ese gran estímulo quisimos ir más allá y organizamos la Feria del Libro del Kiosco Morisco”, dijo Luis Leduc.

Y agregó que “somos la única sala de lectura que ha hecho una feria del libro en un parque público y queremos demostrar con esta acción a todos los promotores de la literatura y el libro que también pueden hacerlo en las colonias, barrios y pueblos donde la gente lo necesita”.

A diez años de haber sido fundado el proyecto, Ávila Dorador espera continuar con una verdadera revolución desde lo tangible y no sólo en redes sociales. “Necesitamos promover la lectura y provocar a los jóvenes más allá de las redes y del discurso. Vamos a seguir invitando a leer, con escritores y músicos representantes de nuestro país que asistan a convivir con la comunidad”.

La cartelera de la Secretaría de Cultura de la Ciudad de México está disponible en http://www.cultura.cdmx.gob.mx/ y en el sitio http://www.cartelera.cdmx.gob.mx; en redes sociales (Twitter y Facebook) @CulturaCDMX, con el hashtag #CulturaCDMX.

—o0o—